La vida privada de Sherlock Holmes

 
 
LA VIDA PRIVADA DE SHERLOCK HOLMES
 
 
 
 
 
Acabo de ver una magnífica película sobre uno de mis personajes favoritos, el detective por antonomasia, por delante de Poirot, Sherlock Holmes. Se trata de "La vida privada de Sherlock Holmes", del genial Billy Wilder, que aquí demuestra que es un verdadero genio, porque hace una película muy distinta al registro de sus otros trabajos, y nos muestra su versatilidad en todos los campos.

 

 

La película trata de dos episodios apócrifos, escritos por el genial tándem Billy Wilder-I.A.L. Diamond (padres de entre otros éxitos "Con faldas y a lo loco"). Pero empecemos desde el principio. 

    

                                 Billy Wilder                                                   I.A.L. Diamond

 
Sherlock Holmes es uno de los personajes que más adaptaciones han tenido en el cine, según creo recordar por esas estadísticas chorras que aparecen en los periódicos y revistas por estas épocas. Son clásicas las películas de Basil Rathbone como Sherlock y Nigel Bruce como el Doctor Watson, de las que creo haber visto un par de ellas de pequeño (creo que "El sabueso de los Baskerville"), que sirvió para darle al personaje de Conan Doyle la imagen que todos tenemos en mente. De hecho, a partir de entonces empezaron a llover las adaptaciones de los relatos.
 
 
                                         

Basil Rathbone, el prototipo de Sherlock Holmes

 
          
 
                    
           
                  Basil Rathbone y Nigel Bruce                                                          
 
Pero hay otra película muy digna que merece considerarse: "El secreto de la pirámide", de 1985. Esta película trata de un episodio apócrifo de la juventud de Holmes, en la que se nos presenta el primer encuentro de ambos en el colegio. Aquí el papel del joven Holmes recae en el joven Nicholas Rowe, mientras que Watson es Alan Cox. Esta es una película a la que le tengo especial cariño. A pesar de ser una película de aventuras, este Holmes ya presenta las características propias del personaje: deducciones rocambolescas, su afición por el violín y una voluntad inquebrantable. Además ya aparece su antagonismo con el inspector de Scotland Yard Lestrade. Lo verdaderamente novedoso de esta película no es la trama (es una secta supuestamente egipcia, como otras miles que pueblan el universo de Conan Doyle, que se dedica a asesinar mediante dardos alucinógenos), lo más llamativo es la presencia de una chica, Elisabeth Hardy (interpretada por Sophie Ward), personaje inventado para la película, que actúa como contrapunto femenino de Holmes. Y así se explica el futuro comportamiento misógino del personaje, aunque aquí se le busque una interpretación romántica. Además ésta fue la primera película en que se combinó una imagen real con una generada por ordenador, siendo nominados los efectos especiales a los oscars de ese año.
 
 
 
 
                                                    
 
                                               
         Nicholas Rowe                         Alan Cox                                                         

Con esto llegamos a la película que nos ocupa, "La vida privada de Sherlock Holmes", de 1970. Diamond y Wilder escribieron dos episodios de la vida íntima de este personaje, que reflejan el profundo conocimiento que tenían del mismo, no por ello, era uno de los personajes literarios favorito de Wilder. El problema de esta película es que una vez rodada, Wilder, cosa rara en él, la dejó en manos del montador Ernest Walter, mientras él se iba a París a rodar otra película. El montador eliminó muchos fragmentos y los rollos desechados están perdidos, por lo que nunca sabremos como era la versión original, hasta que se publique el guión completo de Wilder y Diamond.

 
Aunque las críticas de la época fueron muy severas, pues la tachaban de "demasiado episódica", el montaje de Walter es mejor de lo que opina Wilder, que siempre estuvo muy cabreado por el asusto de los rollos perdidos. Aunque como digo, nunca quedó claro porqué le encomendó la tarea de montar la película a otra persona, cosa que solía hacer él. De todos modos es una obra maestra muy digna, y una de las obras menos conocidas de su autor.
 
 
Los protagonistas en acción
 
La película se divide básicamente en dos historias (no desvelaré nada de la trama, así que podéis leer tranquilos). La primera trata de un asunto sobre el Ballet Imperial Ruso y sirve para reirse de los tópicos de Holmes, pues el propio detective se rie de las crónicas que publica Watson sobre él, exagerando sus virtudes: "dices que toco tan bien el violín que podría tocar el concierto de Mendelsson, mientras en la realidad no podría seguir el compás de un simple vals". Aparece su adicción a la cocaína y su supuesta misoginia, aquí atribuída a la homosexualidad del personaje. De hecho son constantes en toda la película las bromas sobre la "relación" entre los dos protagonistas.
 
 
 
El Watson y el Holmes de Billy Wilder
 
 
 
La segunda historia desarrolla la relación de Holmes con las mujeres. Al número 221 de Baker Street llega un cochero que trae a una mujer amnésica (interpretada por Geneviève Page) que se estaba ahogando en el Támesis. Ésta es la mejor parte de la película y la mayor parte de ella. Está escrita al modo de Conan Doyle, con muchas subtramas ocultas, soluciones imposibles (como los estudios de Holmes sobre los diferentes tipos de colillas de Londres). Además aparece Mycroft Holmes, el hermano listo de Sherlock, interpretado por Christopher Lee.
 
 
 
Geneviève Page, como Gabrielle Valladon,
y Robert Stephens, como Sherlock Holmes,
en una escena de la película
 
 
 
Con todo ello, hay que decir que Robert Stephens hace una interpretación magistral de Holmes, a la vez británica y amanerada. Y el Watson de Colin Blakely es un contrapunto perfecto. El rodaje tuvo que paralizarse unos meses porque Stephens tuvo un intento de suicidio. Para Wilder era la película más elegante que había rodado. Una gran película que pienso volver a ver en el colegio. Todo un gran homenaje a una importante figura de la literatura.
 
 
 
                            
                     
                                             Robert Stephens
                                                                                                    
 
                                                                                                           Colin Blakely

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Cine. Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a La vida privada de Sherlock Holmes

  1. Alfredo dijo:

    Me alegro de que la hayas visto. Aunque Billy Wilder no es santo de mi devoción, pues ceo que aunque tiene películas muy buenas en su haber, verdaderas obras maestras, el conjunto de su obra está sobrevalorado y no ha sabido envejecer. Quizás su éxito venga de su osadía en tratar temas políticamente incorrectos. Un crítico dijo creo que tras ver " En bandeja de plata" que la próxima comedia de Wilder podría tratar sobre el cáncer de pulmón.
     
    Esta película no es ni mucho menos una obra maestra, pero es una película que cae simpática, porque aunque fallida -tal vez por el montaje- tiene buenas maneras, interpretaciones serias y respetuosas (no son clichés, no se interpretan mitos, vemos personas con sus grandezas y sus miserias. Por eso desde que la vi ya hace unos años he recomendado su visionado, a todo aquel que me escuchara, con pocoéito, eso sí. Francamente geniales el episodio en la ópera, la relación de Holmes y Watson, Mycroft y Holmes y un final que no es un happy end, es coherente (creíble y realista) y despojado de sentimentalismo. Llévala al cole.
     
    P.D, Sobre "El misterio de la pirámide"…está al nivel de "los Goonies", para entendernos. No deja de ser un pasatiempo simple que disfrutarás más o mnos en función de tu estado de ánimo e indulgencia del momento.

  2. Joaquín dijo:

    ¡Qué rápido has repondido! A mí, en cambio, me encanta Billy Wider y no me aprece que hayan envejecido tanto sus películas. Por ejemplo, "Testigo de cargo" (la mejor película de Hitchcock que no es de Hitchcock) y "Con faldas y a lo loco", no han envejecido nada. Y cito éstas porque también las tengo muy recientes. Y no podrían ser más distintas una de la otra. Es cierto que tocó temas muy escandalosos para la época, pero mo creo que esté sobrevalorado.
     
    En cuanto a lo de que "La vida privada de Sherlock Holmes" está sobrevalorada cuando digo que es una obra maestra, quizá este apelativo es algo excesivo, teniendo en cuenta obras mejores, como las que cité antes. Pero aún así es un trabajo muy digno, con un guión sobresaliente, que podría pasar por un relato de Conan Doyle. Además la forma en hace continuas referencias a otros casos de los protagonistas, es un guiño a todos los fans del personaje, que es lo que es, un gran homenaje.
     
    Y sí, tienes toda la razón en que "El secreto de la pirámide" es como "Los Goonies": una peli de aventuras para la muchachada. Pero como dije, la incluyo en el texto por el valor sentimental que tiene para mí y porque siendo también una película apócrifa del personaje, es un ejercico bastante digno. Pero al igual que el cine pedante, para verlo tienes que ser consciente de su juego, para así disfrutarlo en su justa medida.

  3. Nictato dijo:

    A fe mía que la peli estuvo bien. En cuanto a Billy Wilder, estoy casi de acuerdo con Alfredo. Sí, sí, estamos hablando de cine y estoy de acuerdo con Alfredo. Quizás a mí sí me caiga bien el bueno de Billy, pero creo que al lado de obras maestras indudables, hay mucho relleno.En cuanto a "El Secreto de la Pirámide" o "Los Goonies" y, por qué no, "El centro del laberinto", "El cristal oscuro" o "Willow", se trata de dignísimas películas de aventuras con prima de la imaginación. Creo que, como género, debería ser bien valorado: tiene sus claves y hay que saber utilizarlas. La que aquí nos ocupa hizo las delicias de mi juventud y desear ser como Holmes de mayor, ¡ay!

  4. Viriato dijo:

     
           La peli es Dentro del laberinto.
     

  5. Alfredo dijo:

       Hmmmmm… puede considerarse "Con faldas y a lo loco" una obra maestra porque es una comedia que lleva a cabo un planteamiento sin decaer en ritmo ni interés, con un desenlace tan  ingenioso y conocido que aún visto hoy causa asombro ante su genialidad. Hay quien considera la frase "Nadie es perfecto" como la mejor de la historia del cine.
     
       Sin embargo "Testigo de cargo" es una película interesante pero excesivamente teatral y acartonada, donde solo destaca la composición del juez cascarrabias por el difícil Charles Laughton (lo que explica las ansias de Pacino por hacer un remake de la misma) frente a la Dietrich, que si bien es una actriz que me parece simpática y atractiva, realiza una composición poco acertada que cae en el ridículo en un momento crucial de la trama.
     
       P.D.1  No creo que se pueda considerar una película hitchcockiana pues carece de los caractwerísticos y habituales resortes del elegante maestro de la intriga.
     
       P.D.2  No es tan raro que coincidamos en cine Anido, al fin y al cabo en algún momento tenías que decir algo acertado. Es la magia de la estadística.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s